Pacto PSOE-Bildu: el poder a cualquier precio

“El fin justifica los medios”, frase atribuible hace más de 500 años a Nicolás Maquiavelo con la que defendía que los gobernantes han de estar por encima de la ética y la moral  para conseguir sus objetivos o llevar a cabo sus planes. Hoy, 500 años después, esa frase vuelve a estar de actualidad a consecuencia del pacto entre PSOE y Bildu para conseguir el poder en la Comunidad Foral de Navarra.

El Partido Socialista de Navarra anunciaba ayer su intención de presentar una moción de censura contra la presidenta Pilar Barcina de UPN, elegida democráticamente en las urnas. La excusa, una supuesta irregularidad fiscal, de la que todavía no ha habido ni investigación fiscal y que se basa única y exclusivamente en una denuncia de una antigua gerente de Hacienda.

Para que el PSN logre este propósito y que la moción salga adelante, sólo hay una manera: contar con la colaboración obligatoria y necesaria del partido proetarra Bildu, quien a su vez estaría encantado con todo lo que sea una oportunidad para debilitar las instituciones y alcanzar más poder. Por supuesto y no cabe ninguna duda que debe investigarse la denuncia parlamentaria contra la vicepresidenta y consejera navarra Lourdes Goicochea, pero de ahí a obligar a dimitir a un gobierno legitimado por las urnas por unas acusaciones que no han sido demostradas ni probadas, ni hay ninguna imputación o condena, va un mundo. Lo que denota en todo esto el Partido Socialista es una falta total y absoluta de principios, y por supuesto una frivolidad y una autentica temeridad cuando para conseguir sus objetivos se refiere, incluso aunque para ello tenga que echarse a los brazos de un partido nacido en torno a la banda terrorista ETA. Un “partido”  que además de su afinidad con los terroristas, no están en sus planes defender a la Comunidad Foral ya que su fin último  es conseguir la desaparición de Navarra como comunidad autónoma y convertirla en una provincia del País Vasco.

Señores del Partido Socialista, piénselo bien y háganse esta pregunta en alto, mirándose en el espejo… y después contéstense: ¿de verdad van a pactar con ETA?, ¿de verdad van a aceptar como compinches aquellos que apoyaron el terrorismo y que todavía no han pedido perdón y ni siquiera han lamentado la muerte de las víctimas? ¿Qué dirían sus compañeros Fernando Buesa, Isaías Carrasco o Ernest Lluch de eso? Incluso… ¿qué les dice hoy su propia conciencia? 

Dejemos a Maquiavelo para los clásicos…

acto etarras

Anuncios

Publicado el 13/02/2014 en Política. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: