Ventajas de implantar sistemas de calidad en los servicios deportivos

Si hay un sector en el que se producen grandes cambios continuos, que se caracterice por su gran dinamismo y que esté en constante evolución ese es el sector deportivo. Esto es debido a la aparición de nuevas prácticas deportivas, a la búsqueda de nuevas experiencias por parte de los usuarios de los servicios deportivos, a la aparición de nuevos materiales e instalaciones, etc.. Por este motivo cualquier entidad deportiva que quiera tener continuidad en un sector tan competitivo, debe ser conocedora de los cambios que se van produciendo y sobre todo en la medida de lo posible anticiparse a ellos para poder poner en marcha las acciones necesarias que el sector demanda.

Una de las mejores acciones que se pueden llevar a cabo para “sobrevivir” a estos cambios es implementar un sistema de calidad. La implantación de un sistema de calidad debe girar siempre en torno a los usuarios, adaptando nuestra gestión de la calidad a sus expectativas y a sus necesidades. La implantación de los sistemas de calidad nos asegura que una entidad prestará sus servicios siempre con el mismo nivel gracias a sus herramientas de evaluación y seguimiento, que son las que permiten contrastar y garantizar la calidad del servicio.

DEFINICIÓN

La apreciación de la calidad en la prestación de un servicio depende de los propios usuarios y de sus propios criterios. Por ello si definimos el concepto de calidad de los servicios desde la perspectiva del cliente diríamos que “la calidad de los servicios es la diferencia o distancia que hay entre las expectativas que tienen los usuarios o clientes (servicio esperado) y la percepción que han tenido del servicio dichos clientes (servicio percibido)”

Con lo cual podemos afirmar que la calidad en los servicios deportivos consiste en satisfacer las expectativas de los usuarios, con lo que como responsables de la entidad deportiva debemos convertir las expectativas en requisitos del servicio, de esta manera conseguimos adecuar el servicio que espera recibir el usuario al que realmente se le presta.

FASES

Para poder iniciar y desarrollar el proceso de implantación de un sistema de calidad (normas ISO generalmente) debemos tener en cuenta dos áreas fundamentales. Por una parte elaborar toda la documentación que exija la norma que vamos a implantar en nuestra entidad y por otra parte debemos involucrar a todas las personas que forman parte de la entidad en el proyecto de implantación del sistema.

Para realizar dicho proceso es necesario seguir determinadas fases como:

– La realización de un diagnostico hasta el establecimiento de las acciones y recursos necesarios.

Formación e información de las personas de nuestra organización.

– Establecer los mecanismos de control y seguimiento de lo que hemos planificado

VENTAJAS

 Entre las multitud de ventajas que podemos conseguir gracias a la implantación de un sistema de calidad, podemos destacar las siguientes:

– Fundamentalmente que nuestros usuarios estén satisfechos lo que supone fidelizarle en nuestra entidad.

– Conseguir aumentar las capacidades de nuestros empleados y que se sientan satisfechos a la hora de realizar su trabajo.

– Tanto gracias a la mejora de la calidad de los servicios como de la mejora de los materiales e instalaciones conseguiremos aumentar y mejorar nuestra imagen como entidad.

Reduciremos los costes, gracias a que conseguiremos dar servicios y mantener las instalaciones y el material de una manera más eficiente.

– Una evaluación objetiva de la entidad ya que nos basaremos en hechos y datos medibles que podremos cuantificar.

Coherencia y homogeneización de las decisiones que tomemos ya que toda la entidad estará involucrada dentro del sistema de calidad, y las decisiones se tomarán en función a unos objetivos predeterminados.

– Las mejoras a realizar se tendrán en cuenta y se tomaran decisiones en función de la priorización de las necesidades, ya que al contar con datos objetivos y fiables nos facilitan la priorización y disminuyen el margen de error en la toma de decisiones.

Por último, para que una entidad deportiva pueda implementar un sistema de calidad y que su gestión se base en ella tiene que ser capaz de medirla, de poder constatar la evolución con datos objetivos y así podremos graduar el proceso y comprobar si los objetivos previstos han sido alcanzados.

 

pista_polideportiva

BIBLIOGRAFIA CONSULTADA:

 

Anuncios

Publicado el 11/09/2015 en Gestión Deportiva y Salud, Uncategorized y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Hola Alberto, genial el artículo y completamente de acuerdo con todo lo que comentas. En nuestro trabajo diario vivimos cómo cada vez más Ayuntamientos y administraciones públicas introducen la tecnología en la gestión del deporte.

    En nuestro caso ofrecemos un gestor de competiciones con gran éxito en ligas municipales como las de Marbella o Cartagena.

    ¿Tienes experiencia con estos sistemas de gestión?

    Un saludo

    • Buenas! Yo personalmente no tengo experiencia en esta gestión indirecta de ligas municipales, pero por los feedback de otros compañeros se que la experiencia es muy buena, tanto en la calidad del servicio como en la eficiencia que supone el ahorro a las arcas municipales. Muchas gracias por tu comentario! Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: