Alberto Tomé

albertoface

“La diferencia entre un líder y un político, es que el líder quiere, puede y va a cambiar el mundo” Steven Jarding (Profesor de la Harvard Kennedy School, siempre abre sus clases de “How to be a politician” con la misma frase).

Yo particularmente creo que todos los políticos deberían empezar en esto porque quieren cambiar el mundo o, al menos, aquello que ven a su alrededor y no está bien. A mí me empezó a interesar la política cuando me di cuenta de que la mejor forma de cambiar lo establecido es dar un paso adelante y, al fin y al cabo, luchar por lo que crees. Llega ese momento en el que ves que hay cosas que no te gustan, en el que sientes la necesidad de hacer algo. Para mí ese momento tuvo nombre y apellidos. Para mí ese momento se llamó Miguel Ángel Blanco.

Como pasa con todos los momentos, también tuvo fecha y lugar: 13 de Julio de 1997, Lasarte-Oria. La banda terrorista ETA secuestró, para después descerrajar dos tiros en la nuca, a un concejal de 29 años cuyo único “delito” había sido defender lo que pensaba. O quizá defenderlo en un lugar en el que para ellos estaba prohibido pensar. Yo era sólo un chaval, pero me llamó sobre manera la atención que en nuestro país todavía hubiese gente que creía que podía recurrir a las armas para acallar la libertad. Incomprensible, ¿verdad? Paso adelante. Nada ni nadie pueden callar el derecho inalienable de una persona o de un país a pensar libremente. A ser libres. A vivir en democracia. Aún hoy sigo creyendo que no hay nada mejor por lo que luchar.

Entonces, me afilié a las Nuevas Generaciones del Partido Popular. Las mismas en las que militaba Miguel Ángel Blanco. Y las mismas que, como yo, creen en la libertad como principio y fin de todo. Las mismas que creen en su defensa incondicional.

Posteriormente, fui elegido Presidente de Nuevas Generaciones de San Agustín del Guadalix, un pueblo al norte de Madrid en el que he vivido toda mi vida y que seguramente ha influido en que me encante todo lo que esté relacionado con el aire puro y la vida saludable. Y dentro de esta combinación hay algo que para mí no puede faltar: el deporte. Otra de las grandes pasiones de mi vida. Me encanta practicarlo y vivirlo. De hecho creo que el deporte, por los valores de solidaridad, compañerismo, entrega y sacrificio que enseña, debería de ser también otra de las grandes asignaturas de la vida. Por todo esto estudié Ciencias de la Actividad Física y del Deporte en la Universidad Alfonso X de Madrid, y una vez obtenida la licenciatura me empecé a especializar en la dirección de entidades deportivas.

Y en esas andaba cuando me propusieron entrar a trabajar en el Ayuntamiento de Alcorcón como Director-Coordinador del Área Deportiva. Me dijeron que no era un proyecto fácil, que a la crisis reinante se la sumaban años y años de mala gestión, que había que hacer mucho pero que no habían dejado nada… La verdad es que (desgraciadamente para mí en algunas ocasiones) nunca he sido muy amigo de lo fácil, me encantan los retos y, sobre todo, como vea un proyecto en el que creo, siento la necesidad irrefrenable de luchar por él hasta el final. Sí, hay gente que lo llama cabezón jejej . En Alcorcón había un gran equipo y gente que quería trabajar y cambiar las cosas, gente a la que no le valía eso que tanto se dice ahora de que todo está mal y que no merece la pena hacer nada, porque nada se puede cambiar… Buen reto, buen proyecto y, sobre todo, buen equipo. ¿Qué mejor lugar para trabajar?

Durante ese año 2012  compaginé mi apasionante trabajo en el Ayuntamiento de Alcorcón con mis estudios en el IESE donde realice un programa de Dirección de Campañas Electorales y otro programa en la Universidad Europea de Madrid de Gestión deportiva municipal en el nuevo escenario económico.

Y mientras todo eso sucedía me llegó una de las noticias más importantes de mi vida: Iba a ser concejal de deportes del Ayuntamiento de San Agustín del Guadalix, de mi pueblo!! El día 23 de octubre de 2012 tomé posesión de mi cargo como concejal cumpliendo uno de mis sueños, servir a mis vecinos. Cargo que compagino con mis estudios, MBA en Sports Management

Dicen que el esfuerzo y el sacrificio ya no valen para nada. Que nuestras ambiciones son simplemente ilusiones que abandonar si no queremos acabar frustrados. Que los principios y la integridad son algo que debemos de sacar de nuestra maleta en el tortuoso camino hacia el exito. Que no vale la pena luchar contra lo establecido, que, en definitiva, y como dijo Calderon “los sueños, sueños son”…

En cambio,  hay gente que creemos y hacemos todo lo contrario. Que armamos a la fuerza, al valor y al compromiso y los establecemos como nuestros grandes e inseparables compañeros de batalla. Que demostramos que vale la pena y que valen la pena.

toma posesión

Y en definitiva, de todo esto va a hablar mi blog: de deporte, de política, de vida saludable… Y también espero que intrínsicamente hable de cómo con optimismo, con esfuerzo y pensando en positivo puedes conseguir que te vayan mejor las cosas tanto a ti, como aquellos que tienes alrededor. Otra de las grandes lecciones que cada día me da la vida.

Espero que te guste y que en él podamos hablar y debatir de todos los temas. El único gran marco, como te dije antes, es la libertad. Te espero 😉


Anuncios
  1. Enhorabuena por tu blog, nos seguimos crack!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: